Violeta en busca del alma de su pueblo

Por Eugenio F. Rengifo L.

Octubre es el mes de Violeta Parra. El día 4 se celebra el Día de la Música en todo el país en su honor. Se cumplen 106 años de su natalicio. Se reconoce su obra poética, musical, visual, canciones pintadas, su amor por el pueblo chileno. Como decía su hijo Ángel, Violeta Parra se entregó de lleno a buscar el alma de su pueblo.


Dentro de las múltiples celebraciones que se realizan para vivir el Día de la Música, destaca la inauguración de la Casa de Violeta Parra, Virtud de los Elementos. Un nuevo hogar que nos ayuda a revelar esa alma popular. Voy a visitarlo, allí en el Campus Oriente de la Pontificia Universidad Católica de Chile – UC-.


Son 400 metros cuadrados habitados de amor, historia, chilenidad. Como señalan sus creadores –la universidad junto a la Fundación Violeta Parra presidida por su hija Isabel- este regalo a la comunidad es un << hito cultural… (cuyo) proyecto se pensó como el refugio y espacio de divulgación para el legado de la histórica folclorista, contando con la curaduría de su nieta Milena Rojas y la dirección musical de su nieta Tita Parra. Así, el emblemático espacio diseñado por (el arquitecto) Marcial Cortés-Monroy, también tendrá un lugar para revisión de material audiovisual exclusivo… >>


Las puertas de esta casa se abren de lunes a sábado para recibir a quienes quieran conocer algo más sobre nuestra alma popular a través de la obra de la gran folklorista. Como ha señalado el Rector UC Ignacio Sánchez a la prensa en estos días de octubre, << …(Violeta Parra) puso en valor nuestra cultura tradicional, y con su particular sabiduría, también supo hacer suyos los dolores de un pueblo, los que denunció a través de sus creaciones, llamándonos a hacer cambios para transformar la sociedad. Hoy su lucidez y valentía nos inspiran… Violeta Parra se sumergió en las raíces más profundas de lo chileno e indagó en los valores universales y su modo de emerger en nuestro campos y ciudades, y a través de su música, sus letras y sus creaciones visuales, nos invita hoy a hacer ese mismo viaje, a caminar las mismas tierras que ella para lograr conectarnos con las tradiciones de nuestro país y su cultura.>>

Al regresar a casa, luego de esta inspiradora visita a la Casa de Violeta Parra, reviso una vez más un regalo que me ha hecho recientemente un sobrino y que muestra parte de la búsqueda del alma de nuestro pueblo realizada por la artista entre 1957 y 1958 en la zona de Concepción: el disco La cueca presentada por Violeta Parra. Se trata de un registro publicado por el sello Emi Odeon de Chile en 1959.

Al escucharlo, uno va conociendo la expresión popular de nuestro pueblo en cuecas de hermosa poesía que se han traspasado por generaciones hasta el momento de ser rescatadas por Violeta Parra. Los invito a escuchar esta obra que como dice su gestora en las palabras finales del disco <<… Les dejo, entonces, este regalito de cueca chilena. Espero que ustedes las escuchen una y otra vez y saquen de este presente mío alguna conclusión con respecto a nuestra cueca, así como las he sacado yo de los viajes que he hecho al campo y de los años que llevo recopilando.>>


( https://spotify.link/USr8Mpdr8Db )